Copa Sudamericana: El granate de visitante se vistió de fiesta

Luis Zubeldía el técnico de Rácing se fue insultado por la gente.

Por el encuentro de ida de la Sudamericana, con goles de Lucas Melano y Silvio Romero, el “Granate” superó 2 a 1 a la “Academia”, que llegó al gol gracias a Valentín Viola. Tras la derrota, la hinchada reprochó a su técnico

El inicio de la temporada para Rácing no fue para nada el esperado, un empate ante Colón y la dolorosa caída ante San Lorenzo obligaban al conjunto de Luis Zubeldía a buscar una victoria convincente ante Lanús, un rival para nada accesible.

Los tres delanteros conformados por Guillermo Barros Schelotto, con el motivado Santiago Silva como principal protagonista, eran argumentos suficientes para preocupar a la “Academia”, que en la edición pasada fue eliminada en esta misma instancia a manos de Colón de Santa Fe.

El juego del elenco de Avellaneda parecía ser más agresivo en los primeros minutos. Las punzantes participaciones de Valentín Viola, junto a la velocidad aportada por Ricardo Centurión exigían demasiado a un Agustín Marchesín, que no paraba de lucirse ante cada ataque “albiceleste”. Sin embargo, a los 26 minutos surgió el primer problema para Racing: Bruno Zuculini tuvo que abandonar el campo de juego por una lesión muscular, y su lugar fue ocupado por Diego Villar.

Claramente la baja del volante se hizo sentir en el combinado local. Los tantos de Lucas Melano y Silvio Romero congelaron un “Cilindro” que tenía intenciones de festejar. Cada gol del “Granate” alejaba cada vez más a Luis Zubeldía del cargo. Si bien la temporada recién se inicia, el joven entrenador se quedó sin margen de error con los hinchas, que lo despidieron con insultos, cuando se iba al vestuario en el entretiempo.

En el complemento el juego colectivo de la “Academia” volvió a exigir a la última línea de Lanús. Con el ingreso de Roger Martínez por Ricardo Centurión, los de Avellaneda lograron más peso ofensivo y tras un gran centro de Rodrigo De Paul, Valentín Viola logró marcar el descuento. Con el 2 a 1 los pibes de Zubeldia recuperaban el entusiasmo y sobre todo, volvían a tener vida en el complicado e inesperado duelo.

Con la derrota consumada el sabor amargo se acrecienta cada vez más. El pésimo comienzo en el Torneo Inicial, junto a ésta nueva desilusión hacen temblar al futuro del técnico académico. En cambio, los conducidos por el “Mellizo” pudieron revertir la imagen que dejaron en Rafaela y mantienen las esperanzas de conseguir cosas grandes en el sur del conurbano bonaerense. De a poco, Lanús se empieza a vestir con la ropa de candidato.

Fuente: Infobae

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*